Pruebas Mercedes-Benz

Prueba: Mercedes GLC AMG 43, más digno del asfalto

Versión más potente de la gama bajo las siglas AMG, 367 cv para inconformistas del lujo y de las prestaciones • Con más enfoque para el asfalto te permite rodar por caminos con garantías

El todocaminos GLC, en su carrocería normal, lanzado en 2015, ha añadido durante los últimos meses las versiones deportivas AMG, 43 y 63, ésta última con una evolución 63 S que el techo de potencia a día de hoy de la gama.

El GLC comparte toda la mecánica, acabados y equipamientos con la versión coupé, GLC Coupé, siendo un estilo más deportivo, similar al de los BMW X3 y X4.

No es que nos entusiasme este tipo de coches muy altos, diseñados para salir del asfalto, pero luego con una mecánica que no tiene mucho sentido cuando hablamos de un SUV de campo. Porque realmente, a pesar de su chasis elevado y sus buenos ángulos para salir al campo, da “dentera” hacerlo. Estamos con un coche de 367 cv, que anda muy bien, pero si esta mecánica la pusiéramos en un coche medio metro más bajo, hablaríamos de un rabioso deportivo, con un comportamiento intachable, y unos consumos y prestaciones mucho mejores.

Porque ya imaginas que con sus tamaños y masas, a mover todo ha de ir “sobrado” para mostrarse ágil.

El GLC que es un lujoso y excelente polivalente se ha vitaminado para ser un bólido en asfalto con el 43 AMG, y no digamos ya si optamos por el 63 AMG.

En este primer paso de escalada de potencia tenemos un motor V6, que permite conducciones tranquilas antes de que le llegue la rabia en lo alto del cuentavueltas.

1-exterior-Mercedes_AMG-43_2017-prueba-05

Todo un GLC.

Ya sabemos que para gran número de conductores, el adquirir un SUV no es realmente por sus excursiones al campo, de aquí que hayan proliferado este tipo de coches con sólo tracción delantera. Se busca un acceso más cómodo, un puesto de conducción más alto y para muchos, subirse a los bordillos con tranquilidad.

El GLC es considerado por la marca como un Todoterreno, yo no. Al menos los GLC AMG, no. Ángulos justitos, ruedas delicadas y ausencia de grupo reductor, aunque pudiera no hacerle falta, considero que no es de un todoterreno. Tiene 466 cm de largo, tampoco es un coche inmenso y aprovecha su buena altura para ser un coche amplio en su interior.

Exteriormente el GLC 43 AMG cuenta con diferente parrilla y faldones, unas llantas específicas de 19″, y en lo demás observamos unos cromados en negro, y un discreto spoiler en el vértice superior del portón. En el interior se distingue por su tapicería de cuero “Ártico y micro-fibra DINAMICA”, y mecánicamente, además de su motor V6 cuenta con unos frenos potenciados y el sistema de suspensión deportiva basada en el “Air Body Control”, uno de los secretos de que un coche de casi 2 toneladas pase por las curvas como cualquier deportivo más ligero y más bajo.

2-exterior-detalle-Mercedes_AMG-43_2017-prueba-05V6, 3.0 – 367 cv

El motor de nuestro Mercedes GLC 43 AMG, está situado delante, longitudinalmente, con 2.998 CC tiene 6 cilindros en V, con una potencia de 367 cv lograda a 5.500 rpm que mantiene hasta 6.000. El par máximo es de 520 Nm, entre 2.500 y 4.500 rpm.

Culata de 4 válvulas por cilindro, con sistema de inyección directa, turbo y sistema de calado automático.

El cambio es un G-Tronic de 9 marchas, con un relación final de 61 km/h (1000 rpm IX), transmite el giro a las 4 ruedas mediante una gestión electrónica, disponiendo de autoblocante mecánico.

Acabados exquisitos y equipamiento extra.

Los AMG, dentro de la gama del Mercedes-Benz GLC, tienen un mayor equipamiento, el 43 AMG está en un nivel intermedio añadiendo al anterior de la gama básica: Alarma con sensor de intrusión, asientos delanteros deportivos, asistente estabilidad con viento lateral, detección ocupación copiloto, iluminación interior baja intensidad con 3 colores programables, encendido automático de luces, pedales de aluminio, portón trasero motorizado eléctrico y suspensión deportiva.

El 63 AMG incrementa ya la lista con muchos más elementos, y a pesar de ello el programa de opciones, como buen “Mercedes” es inmenso, además del de personalización típico en los coches premium alemanes.

3-interior-Mercedes_AMG-43_2017-prueba-10

> Página 2.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies