Así marcha el campeonato gallego tras cinco citas

Víctor Senra suma tantas victorias como participaciones esta temporada

El campeonato gallego arrancaba esta temporada en A Coruña. La ciudad herculina era el epicentro de la primera cita de un certamen que visitará las cuatro provincias gallegas. Así pues, en la ronda inicial del calendario, los espadas proponían sus candidaturas al título, viviendo un interesante duelo entre el local Iago Caamaño y Víctor Senra. Este último era quien finalmente lograría llevarse la victoria.

Aunque se lo puso muy complicado, Caamaño no pudo resistir al duro ataque se Senra, en un rallye con menos kilómetros de lo habitual, y en el que un pequeño error le descartaba de cualquiera lucha. Siendo su única participación en el certamen, hasta el momento, Iván Ares lograba alcanzar la tercera plaza final, compitiendo en casa con su unidad del Porsche 997 GT3 2008.

Al igual que Ares, superando también el minuto de pérdida, Meira finalizaba en cuarta posición luego de un rallye en el que el piloto de Vincios, y defensor del título, se estrenaba con Jose Murado a la derecha. En A Coruña, Meira no lograba encontrar un buen ritmo. Esto le dejaba a las puertas del pódium, a más de diez segundos de un Iván Ares que salía a disfrutar y a rodar en los tramos de casa.

El Rallye do Cocido se presentaba con un gran número de kilómetros

Tras A Coruña, el campeonato viajaba a Pontevedra para enfrentarse al temido Rallye do Cocido. En esta edición, la cita del centro de Galicia tenía pre-inspección RFEdA, con el objetivo de formar parte del CERA en el futuro. Con un kilometraje mayor y una climatología totalmente opuesta a la de A Coruña, con frío, lluvia e incluso nieve, esta prueba prometía grandes emociones.

Víctor Senra impuso un ritmo muy alto en Lalín, siendo totalmente inaccesible para el resto de participantes. Así pues, el de Dumbría, cosecharía su segunda victoria consecutiva, con una renta importante que superaba el minuto de pérdida. La lucha por la segunda plaza sí estuvo más reñida, entre un Alberto Meira y un Iago Caamaño que sufrieron sendos problemas en esta carrera.

Así pues, el de Vincios lograba sacar buen rendimiento a su Evo X R4 –con una restricción mayor que en 2016- y lograba rebasar a Caamaño y su Fiesta R5. Iago Silva, cada vez más adaptado a su Porsche, finalizaba en cuarta plaza sobre un terreno nada favorable para la potencia del bólido germano. El local Álvaro Méndez completaba el quinteto inicial en su estreno con el VW Polo N1 de ARV.

Iago Caamaño estrenaba un nuevo Ford Fiesta R5 en Noia

Foto: Iago Caamaño – Prensa

El certamen se desplazaba de nuevo hasta la costa coruñesa para disputar el Rallye de Noia, una de las citas con más historia del certamen. Para seguir con su peculiar tradición, volvían a superar los ciento cincuenta inscritos, teniendo que quedar fuera de la línea de salida varios equipos como: Alberto López, Joao Traila, Iago Gabeiras o Rubén García Naya.

De nuevo, Víctor Senra fue dueño y señor de la carrera. Unos problemas mecánicos estuvieron a punto de aguar la fiesta a la dupla Senra-Vázquez, aunque el buen trabajo de los chicos de RMC permitieron al gallego seguir en carrera. Justo un año antes, Senra debutaba a los mandos del Ford Fiesta R5, no pudiendo terminar la sección matinal debido a problemas mecánicos.

Un año más tarde, Senra volvía a Noia para ganar, y así lo hizo, ya que volvía a conseguir una contundente victoria. Ni la rapidez de los tramos, a priori más favorables al Evo X R4 de Meira, fueron capaces de frenar la hegemonía Senra. Pese a sufrir en los últimos tramos debido a problemas mecánicos, Meira logró ganar la partida, de nuevo, a Iago Caamaño, que completaba el pódium final.

Los Porsche de Iago Silva y Miguel Paredes, quien se estrenaba en Noia con este bólido, completaban el quinteto inicial. Cierto es que la rapidez de las especiales podría favorecer a los GT, aunque el delicado estado de las especiales matinales debido a las fuertes lluvias, impidieron a los pilotos de Ourense rodar más cerca de los vehículos con tracción total.

Un pinchazo complicó el rallye de Narón para Alberto Meira

En Narón, la historia se repetía, y Víctor Senra no tuvo rival, aún a los mandos de una unidad diferente del Fiesta R5. En las especiales próximas a su domicilio actual, Senra fue dueño y señor de una cita que lograba vencer, no sin problemas, con casi un minuto y medio de renta sobre Iago Caamaño. El coruñés, esta vez, sí lograba ganar la partida al vigente campeón.

Un pinchazo puso las cosas todavía más complicadas a la dupla Meira-Murado, que tuvieron que tirar de valentía para remontar en las especiales restantes. Jose Manuel Lista y Jorge Pérez, primeros dos clasificados de la Top Ten Pirelli, lograron completar el top cinco de un rallye que estuvo marcado por los accidentes y las neutralizaciones. Esto empañó la competición durante buena parte del día.

La rapidez de los tramos y su delicadeza, provocaba salidas de pista espectaculares como las sufridas por Iago Silva, que venía de completar un gran rallye en la cita del nacional en Ourense, y Adrian Gil, quien estrenaba en los tramos de casa su nuevo Citroën C2 R2 Max. Por fortuna, la tripulación no sufría daños personales graves, aunque los materiales sí fueron muy cuantiosos.

En ausencia de Senra, Meira volvió a vencer en los tramos de casa

Foto: Alberto Meira – Prensa

El certamen gallego visitaba el sur para disputar la quinta carrera del año, que llevaba con grandes novedades. En el Sur do Condado, Víctor Senra no estaría presente –pues decidía aceptar la oferta de Sergio Vallejo para estar en Ferrol con su DS3 R5-. Así pues, en ausencia de Senra, Meira y Caamaño se jugaron la victoria más disputada del año, que finalmente se decantaba a favor del piloto local.

Una elección errónea de neumáticos lastraba a un Iago Caamaño que terminaba el rallye a más de quince segundos, luego de haber mantenido una batalla al segundo en las especiales matinales. David González Gil, de vuelta al certamen con su Skoda Fabia S2000, lograba escalar hasta el tercer peldaño del pódium. Tras ellos, finalizaban José Lista y un sorprendente Manuel Fernández.

Así pues, a falta de cuatro carreras calendadas –aunque casi con total seguridad el Ría de Vigo no se va a disputar-, el certamen gallego llega a su recta final muy apretado. Senra, Meira y Caamaño se encuentran actualmente en una renta de treinta y ocho puntos, pudiendo todavía todos ellos descartar su peor resultado. La ausencia de Senra en Salvaterra ha apretado mucho la cabeza.

Cierto es que la tendencia nos hace pensar que Senra seguirá siendo el rival a batir en las citas restantes. Ahora, es cuando la presión entra en juego, ya que a estas alturas de temporada los errores se pagan muy caro. Caamaño y Senra pujarán por su primera corona, mientras que Alberto Meira intentará cosechar su tercer título, luego de los logrados en 2010 y 2016.

Clasificación campeonato gallego tras cinco rallyes:

1º – Víctor Senra (Ford Fiesta R5) – 1050 puntos

2º – Alberto Meira (Evo X R4) – 1032 puntos

3º – Iago Caamaño (Ford Fiesta R5) – 1012 puntos

4º – Jose M. Lista (Mitsubishi Lancer Evo IX) – 472 puntos

5º – Jorge Pérez (Renault Clio R3) – 359 puntos

Compártelo... Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Facebook
Facebook

 ANUNCIOS CLASIFICADOS

Últimos anuncios publicados : introduce los tuyos gratuitamente

.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *